Contra la homofobia, transfobia y bifobia
mayo 12, 2020 La Bola

Contra la homofobia, transfobia y bifobia

Desviación, anormalidad, trastorno, enfermedad, perversión… Son calificativos que persiguen, aún en nuestros días, a las y los homosexuales, transexuales, bisexuales y demás personas incluidas en las ya famosas siglas LGBTTTIQ. Es por ello que, el día 17 de mayo y por decreto de la ONU a partir de 2004, se conmemora el Día Internacional contra la Homofobia, la Transfobia y la Bifobia.

En efecto, históricamente, la personas con “conductas desviadas” han sido perseguidas, estigmatizadas y rechazadas por buena parte de la sociedad. La moral judeocristiana ayudó a implantar una percepción negativa hacia cualquier expresión de amor o deseo fuera de la relación hombre-mujer, que además debía ser monógama (sólo una pareja) y con estrictos fines procreativos. Cualquier acto fuera de esos cánones fue considerado pecado. Así, la sexualidad se vio afectada en múltiples aspectos. Tan escandalosas y perversas –en otras palabras, demoniacas– fueron las relaciones entre hombres, que semejante acto fue catalogado como “pecado nefando”, es decir, “pecado innombrable, abominable”.

De manera contradictoria, y a pesar de la condena social, existen momentos en los que se transgreden las normas establecidas. El artista alemán Martin Dammann encontró fotografías de soldados nazis vestidos de mujer, probablemente haciendo espectáculos para sus compañeros. Imagen tomada de:  https://www.perfil.com/noticias/internacional/hallaron-increibles-fotos-de-los-drag-queens-del-ejercito-de-hitler.phtml

Aún en el siglo XIX, con el cientificismo dominante en ese momento, el gusto por el mismo sexo, o bien, el vestirse del sexo opuesto, entre otros, fueron considerados como trastornos mentales, que debían ser tratados por la psiquiatría a través de distintas terapias para lograr una cura (los casos extremos implementaron choques eléctricos en los genitales). Las instituciones de salud catalogaron como enfermedades todas esas condiciones durante buena parte del siglo XX. Fue hasta 1990, ¡Hace nada de tiempo!, cuando la Organización Mundial de la Salud retiró la homosexualidad de su lista de enfermedades mentales. La transexualidad dejó de ser considerada así hasta hace apenas dos años, en 2018.

La idea de instaurar el Día Internacional contra la Homofobia, la Transfobia y la Bifobia es generar condiciones de igualdad y justicia para todas las personas, pues cabe mencionar que aún en numerosos países (72 para ser precisos) existen penas legales contra quienes tienen una orientación sexual o de género distintas a la heterosexual. En otros casos, las leyes apoyan y protegen la diversidad, pero la cultura predominante no permite que se termine la discriminación. Tal es el caso de México. Sirva este breve texto para recordar y hacer consciencia sobre este asunto de gran relevancia.

Para saber más

Gruzinski, Serge, “Las cenizas del deseo. Homosexuales novohispanos a mediados del siglo XVII”, en Sergio Ortega Noriega (ed.), De la Sanidad a la perversión o de por qué no se cumplía la ley de Dios en la sociedad novohispana, México, Grijalvo, 1986, pp. 255-290.

Figueroba, Alex, “Terapia antigay: así se intentaba “curar” la homosexualidad”, en Psicología y mente. Disponible en: https://psicologiaymente.com/clinica/terapia-antigay-curar-homosexualidad

Lantigua, Isabel F., “Cuando la homosexualidad se consideraba una enfermedad”, en El mundo. Disponible en: https://www.elmundo.es/elmundosalud/2005/06/24/medicina/1119625636.html

Steiner, Achim, “International Day against Homophobia, Transphobia and Biphobia”, https://www.undp.org/content/undp/en/home/news-centre/speeches/2019/international-day-against-homophobia–transphobia-and-biphobia.html