Corrupción

Vicios y abusos del poder político

La Bola 9 | octubre-noviembre 2020

Home No. 9

Editorial

La corrupción pública o gubernamental es un problema histórico de las sociedades humanas, vinculado intrínsecamente al poder político. Para darnos una idea de la pervivencia de este fenómeno, la definición más antigua, pero aún vigente de corrupción, es de origen griego, y está vinculada a la decadencia de los Estados como resultado de un ejercicio egoísta del poder, contrario al beneficio público.

En términos contemporáneos, la corrupción se refiere a un ejercicio indebido del poder político, es decir, de las atribuciones de quien ostenta un cargo público, para la persecución de beneficios personales y de grupo, y no como debe ser, en favor de la sociedad.

En México la corrupción pública, en los términos que hemos mencionado, llegó a niveles históricos durante el llamado “sexenio de la corrupción” encabezado por Enrique Peña Nieto, que dicho sea de paso superó con creces a las administraciones de Miguel Alemán Valdés (1946-1952) y de José López Portillo (1976-1982), recordada la primera, por institucionalizar la corrupción, y la segunda, por hacer gala de sus excesos y su nepotismo.

El combate a la corrupción es uno de los grandes problemas nacionales. Por ello, consideramos oportuno dedicar nuestro noveno número a este tema, en esta ocasión presentamos una serie de trabajos y entrevistas abocadas a revisar la historia de la corrupción en México y de otras latitudes, para que nuestros lectores conozcan cómo este problema ha ido cambiando a través del tiempo, qué factores lo han propiciado, qué actores han participado de ella, cuáles han sido sus efectos y qué medidas se han tomado para hacerle frente, todo ello, con el propósito de aportar elementos e ideas para la discusión de esta problemática.

Contrapunto

Ibn Jaldún (1332-1406) es considerado por muchos autores como el historiador islámico más importante de todos los tiempos y uno de los pensadores más notables de la historia del pensamiento, no sólo en el Islam, sino de forma universal. Su obra más célebre y estudiada es al-Muqaddimah. En su capítulo tercero del primer libro, dedicado a estudiar la naturaleza del Estado, el tunecí destina un buen número de páginas a describir los vicios y los defectos que identifican a un mal sultán, las características que provocan el declive de una dinastía y los actos de corrupción que desencadenan la decadencia de un Estado; todos éstos considerados por Ibn Jaldún como una “enfermedad crónica”, cuyos principales síntomas son el despotismo, el clientelismo, el lujo excesivo y el desfalco de la élite gobernante. Estas reflexiones, derivadas de las experiencias políticas del autor, así como de su erudición, nos permiten acercarnos a la percepción de la corrupción desde el contexto de un intelectual islámico del siglo XIV, especular acerca del parecido de su realidad con la nuestra y reflexionar acerca de esta problemática tan intrínseca a la realidad política actual (seguir leyendo).

 

Multimedia

Almanaque